¡¡ Enzo el cerezo!!

cerezo

En un precioso valle, un día soleado de primavera, nació un precioso árbol, era un cerezo, era tan bonito que todo el mundo le miraba y querían ser como él.

Su mamá quiso llamarle Enzo, era muy pequeñito pero eso no le impedía para que Enzo pasase el día jugando con el resto de sus amigos los árboles, las flores, las plantas…

Enzo era muy feliz, se sentía muy querido por todos sus amigos, pasaba el día jugando, cantando, riendo….

Era primavera y el sol brillaba entre las nubes, los amiguitos de Enzo, le explicaron que la primavera era la época más bonita que se vivía en el valle, que el sol salía todos los días, que las nubes eran blancas, que los pajaritos cantaban, que las flores estaban muy bonitas pero que él, Enzo, era el árbol frutal más bonito de la zona, que todo el mundo le diría lo guapo que es.

La primavera iba avanzando, y los días cada vez eran más largos, hacía más calor, por lo que no podían estar todo el tiempo jugando, y Enzo un día se puso muy triste porque vio como la flor bonita que le cubría su cuerpo se iba cayendo, y que ya no era el árbol más bonito de aquel valle.

Se puso a llorar, y sus amigos le dijeron que porque lloraba, Enzo les dijo que estaba perdiendo su flor, que como podía recuperarla, sus amigos le explicaron que la primavera estaba ya muy avanzada, y que estaba llegando el verano, que cuando se le cayese la flor nacería una fruta muy rica, de color rojo que se llamaba cereza. Que el año pasaba por cuatro estaciones, primavera, verano, otoño e invierno, y que en cada estación, su cuerpo tendría un aspecto diferente, que no se pusiera triste porque todos los habitantes de aquel valle también sufrirían cambios como él.

Pero Enzo creía que sus amigos ya no le iban a querer porque ya no era el árbol frutal bonito que había nacido, pensaba que lo que le habían contado sus amigos era mentira para que se quedase tranquilo, Enzo pensaba que estaba malito, que por eso las flores radiantes blancas que rodeaban su cuerpo se estaban cayendo porque se estaba poniendo enfermo.

La mamá de Enzo, notó que estaba muy preocupado, y le explicó que la vida de un cerezo pasaba por diferentes fases, que todos sus amiguitos de valle también sufrían cambios, que él no era el único.

En primavera, sería el árbol más bonito de todo el valle, en verano, daría una fruta muy rica, llamaba cereza, pero que el resto del año sería un árbol más en el valle, pero eso no significaba que fuese menos importante, y que sus amigos le iban a querer igual en todas las épocas del año.

Entonces Enzo, entendió el ciclo de la vida del cerezo, y corriendo fue a ver a sus amigos a decirles que muchas gracias por ser como eran, que ya le había explicado su mamá el proceso del ciclo de la vida, que sentía mucho no haber confiado en ellos cuando se lo explicaron y que en cada estación del año sufriría cambios en su cuerpo pero que eso no le iba a quitar las ganas de reír y jugar con todos.

Y colorín colorado este cuento…¡¡¡se ha acabado!!!

Título: ¡Enzo el cerezo!

Edad: Edad recomendada a partir de 5 años.

Explicación científica: El ciclo de la vida de un cerezo, según las estaciones del año.

Referencias: La idea de hacer un cuento sobre un cerezo es porque me gusta este árbol frutal y me pareció una buena idea para explicarles a los niños los cambios que sufre este árbol en las diferentes épocas del año.

Realizado por: Cristina Pina Valdés

Advertisements

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s