Pasas saltarinas

Resumen: Jugamos con pasas saltarinas dentro de un vaso de gaseosa.

 

Edad: a partir de 3 años.

 

Temporalización

Tiempo de preparación: 5 minutos.

Tiempo de desarrollo: mínimo 10 minutos, a partir de ahí se puede alargar cuanto se quiera.

 

Riesgo: 0, ya que los niños pueden manejar todos los materiales y no es necesaria la supervisión de un adulto.

 

Recursos y presupuesto

–  Un vaso (traído de casa)

–  Un puñado de pasas (menos de 1€)

–  Una lata de bebida gaseosa (35 céntimos marca “Freeway”)

 

Objetivos didácticos

–  Acercar a los niños a la ciencia de una manera original, sencilla, artística y llamativa.

–   Permitir la participación científica de los niños en primera persona.

–   Sorprender y crear interés y curiosidad en los niños para fomentar desde edades tempranas el interés por el mundo de la ciencia.

 

Preparación

Colocamos el material necesario a la vista de todos los niños.

Hay muchas opciones de distribución. Cada niño puede tener su propio material, lo podemos organizar por grupos, o lo podemos hacer en asamblea.

 

Procedimiento

  1. Cogemos la bebida gaseosa y la echamos en el vaso.
  2. Cogemos las pasas y las vamos echando en el vaso.
  3. Observamos lo que pasa (al principio las pasas se hunden pero luego van subiendo y bajando en el vaso, como saltando).

Cuanto más pequeños sean los niños con los que realicemos el experimento más debemos jugar con el factor sorpresa, su curiosidad y lo asombroso del experimento.

 

Explicación científica

Las pasas son más densas que la gaseosa, por lo que inicialmente se hunden hasta el fondo del vaso. Los refrescos carbonatados emiten burbujas de dióxido de carbono. Cuando estas burbujas se adhieren a la superficie áspera de una pasa, esta se levanta debido al aumento de la flotabilidad. Cuando la pasas llega a la superficie, las burbujas revientan y el gas de dióxido de carbono se escapa en el aire. Esto provoca que las pasas a pierdan flotabilidad y se hundan. Esta ambivalencia entre flotar y hundirse continúa hasta que la mayor parte de las emisiones de dióxido de carbono se ha escapado. Además, con el tiempo, la pasa se empapa y se convierte en demasiado pesada para subir a la superficie.

 

Conclusiones

Es un experimento sencillo, muy económico y divertido que llama la atención de los más pequeños. Fácil de hacer y además breve.

 

Nombre y apellidos

Patricia Muñoz Morales

 

Referencias

http://208.116.32.249/educared/estudiantes/experimentos/experimento.asp?id=77&title=pasas-bailarinas

Advertisements

¿Flota o no flota?

flota o no flota

Resumen: Observar la reacción de un trozo de mantequilla dentro de un vaso con agua o con alcohol.

Edad: A partir de 5 años. (Segundo ciclo Educación Infantil)

Temporalización:

  • Tiempo de preparación: 2 minutos.
  • Tiempo de desarrollo: 2/3 minutos.

Riesgo: 1.

Este experimento se debe realizar bajo la supervisión de un adulto para evitar que el niño pueda ingerir alcohol.

Recursos y presupuesto estimado:

Materiales:

  • Dos vasos.
  • Un trozo de mantequilla.
  • Alcohol de farmacia.

Espaciales:

  • El aula.

Humanos:

  • El/la profesor/a.

Presupuesto orientativo:

-Dos vasos (del comedor).
-Un trozo de mantequilla (2€ la tarrina).
-Alcohol de farmacia (2 €).

PRESUPUESTO TOTAL: 4€.

Objetivo didáctico:

  • Trabajar la densidad dentro del aula.

Desarrollo:

  • Preparación: Colocar a los niños por parejas y se repartirán los materiales necesarios para el experimento.
  • Procedimiento: El/la profesor/a dejará que cada niño eche el vaso de agua mientras que ella pasará por las mesas llenando el otro vaso de alcohol y dando los dos trozos de mantequilla. Después los niños observaran si flota o no la mantequilla en alcohol o agua.

foto 1 carol

foto 2 carol

foto 3 carol

 

Explicación científica: Una sustancia flota en un líquido más denso que ella pero se hunde en otro menos denso que ella.

Conclusiones:

Con este experimento tan sencillo pueden descubrir cuál es la sustancia más densa y distinguir unos tipos de materia de otros. Además se pueden añadir: un trozo de corcho, una canica y una goma elástica.

Nombre y apellidos del alumno: Carolina Montero Baras.

Referencia: Libro de Texto; Conocimiento del Medio 6, Editorial Anaya.

http://www.anayadigital.com/fichas.php?pagina=catalogo&perfil=alumn&etapa=primaria&autonomia=madrid&curso=6&fecpub=&asignatura=1921&asig=Conocimiento+del+Medio

¿FLOTA O NO?

Resumen: ¿Te has preguntado alguna vez por qué algunos objetos flotan en el agua y otros no? Con este experimento podrás comprobar que objetos flotan en el agua y cuales se hunden. Además podrás comprobar el principio de Arquímedes

Edad: partir de 5 – 6 años

Temporalización: Tiempo de desarrollo: 10 minutos.

Riesgo: 1, tenemos que tener cuidado de que el niño no ingiera la plastilina.

Recursos:

  • Recursos materiales: agua, plastilina, recipiente transparente.
  • Recursos no materiales: una profesora

Presupuesto: plastilina: 1 euro

Objetivos didácticos:

– Compre1nder el principio de flotabilidad de diferentes objetos.

– Desarrollar el disfrute por la experimentación.

– Comprobar el principio de Arquímedes.

Desarrollo:

1. Llenar un recipiente transparente de agua.

2. Con plastilina hacer una bola.

3. Echar la bola al recipiente, comprobando como se hunde.

4. Sacar la plastilina, modela la bola en forma de barquita.

5. Métela en el agua y observa cómo flota. Con esta forma, en efecto, desplaza más agua.

6. Haz bolitas de plastilina pequeñas. Coloca las bolitas de plastilina en la barquita. El nivel del agua del recipiente va subiendo a medida de que vas introduciendo más bolitas de plastilina.

Como la barquita pesa cada vez más, para mantenerse a flote tiene que desplazar más agua.

Explicación científica:

¿Te has preguntado alguna vez por qué algunos objetos flotan en el agua y otros no? Se podría pensar que esto depende de s peso. Pero un gran barco pesa mucho y, sin embargo, se mantiene a flote; en cambio, una pequeña canica de cristal, pesa poco y se hunde. Entonces, si no depende del peso, ¿de qué depende? Arquímedes, un ingenioso físico de la antigua Grecia, llegó a esta conclusión: “Un cuerpo sumergido en el agua recibe un empuje hacia arriba igual al peso del agua que desplaza”. Por eso un barco flote: porque su peso es inferior al empuje que recibe de abajo hacia arriba.

Que un objeto flote o se hunda depende de la relación entre la capacidad de flotación (flotabilidad) y el peso del objeto. Cuando se sumerge un objeto en el agua pueden darse tres situaciones:

  • Flotabilidad < peso = el objeto se hunde
  • Flotabilidad = peso = el objeto flota
  • Flotabilidad > peso = el objeto sube hasta la superficie y flota.

En el caso de los objetos sólidos y compactos (por ejemplo, una bola de madera o de goma, corcho, etc.) es la densidad del objeto (gramos/ cm3 de objeto) en comparación con la densidad del líquido la que determina si el objeto flota o se hunde. Si la densidad del material es menor que la del líquido el objeto flota.

Otro factor importante en el caso de muchos cuerpos flotantes (barcos, pelotas, botellas vacías, etc.) es también su forma. Es importante que cuando se colocan en el agua desplacen un gran volumen de agua sin que les entre nada.

El barco de plastilina desplaza una cantidad de agua considerablemente mayor a la desplazada por la bola de plastilina a pesar de que ambos están hechos del mismo material.

La última parte del experimento, explica el principio de Arquímedes en el que al sumergir un cuerpo en un líquido, el volumen del cuerpo sumergido es igual al del líquido desplazado

Conclusiones:

Este experimento es muy sencillo para realizarlo con los niños. Puedes utilizar diferentes objetos, no solo plastilina, para comprobar cuales flotan y cuales no. Que los niños también experimenten y prueben con los objetos que ellos quieran.

Referencias:

http://www.physik.uni-kassel.de/did/gs/Schiff.htm

Caroline Schneider y Bastian Fleck

Spannende Ennxperimente von Hermann Krekeler und Marlies Kieper-Bastian. Ravensburger Verlag.

Lorena Labrador 3ºA

¿Flota o se hunde?

foto 1Foto 1foto 2Foto 2foto 3Foto 3

Resumen

Intentamos dar explicación a por qué los barcos, aunque sean de materiales pesados pueden flotar.

Los niños se dispondrán en círculo para que todos puedan ver con claridad.

Edad: Desde 3 años en adelante.

Temporalización:

Tiempo de preparación previa: 5 minutos.

Tiempo de desarrollo: Desde 10 minutos hasta una hora (dependiendo si dejamos que los niños manipules uno a uno o lo hacemos nosotros sólo)

Riesgo:

 1: Los alumnos no deben realizar esta actividad sin supervisión pero pueden manipular ellos mismos todos los materiales necesarios;  ya que el profesor/a debe controlar y vigilar que ningún niño/a se introduzca las canicas en la boca.

Recursos y presupuesto estimado

Materiales: Un cubo de plástico, un paquete de plastilina, tres canicas.

Personales: Profesor/ tutor.

Espaciales: Aula de clase.

  • Presupuesto orientativo:

1 paquete de plastilina  : 60 céntimos

1 Cubo de plástico : 1,40 euros

Agua :  del grifo

1 paquete de canicas : 1 euro

PRESUPUESTO TOTAL: 3 euros

Objetivos didácticos:

  • Explicar la razón de que los barcos floten aunque sean muy pesados
  • Dar sentido a la forma que tienen los barcos

Desarrollo:

  • Preparación: Se llena el cubo con agua un poco más de la mitad. Se preparan dos bolas de plastilina de igual tamaño, una se deja como tal; a la otra se le da forma de recipiente o “barca”. Tras haber remarcado que son dos bolas idénticas (si son niños muy pequeños, 3 o 4 años y no perciben la conservación de la materia se puede hacer con una misma bola que pase por los dos estados.) (Foto 1)
  • Procedimiento:

1- Primero se introduce la bola de plastilina y se ve si flota o no (no flota).           (Foto 2)

2- Después de preguntar a  los niños y escuchar sus razonamientos         metemos la “barca” de plastilina (que si flota).

3- Observamos la reacción de los niños, debatimos con ellos.

4- Finalmente se introducen dentro de la “barca” de plastilina las canicas*, SE OBSERVA QUE SIGUE FLOTANDO.

*Si realizamos el experimento con niños de 3 años y creemos que hay riesgo de que se metan las canicas en la boca podemos utilizar bolitas de plastilina en su lugar.

Explicación científica:

Para más mayores, explicar el principio de Arquímedes  “Todo cuerpo sumergido en un fluido experimenta un empuje hacia arriba igual al peso del fluido desalojado”.

(Foto 3)

Conclusiones:

Es una manera muy sencilla y significativa de que los niños comprendan lo que nos proponemos, además les permitimos manipular y probar distintas formas para comprobar si flotan o no, lo que hace que interioricen mejor los aprendizajes.

Nombre y apellidos del alumno: Andrea Catena Marugán

Referencias: