Gota a gota

 

Resumen:

Al poner un hielo coloreado en un vaso de aceite, vamos a observar que cuando se derrite el hielo forma gotas de agua que se precipitan al fondo.

Edad:

Este experimento va dirigido a niños a partir de 3 años.

Temporalización:

–          Tiempo de preparación previa: La noche anterior al día del experimento para que el hielo se haga completamente.

–          Tiempo de desarrollo: El tiempo de desarrollo será aproximadamente 10 minutos.

Riesgo (0 a 3)

0 

Recursos y presupuesto orientativo:

–          Materiales:

  • Vaso de plástico transparente (0,18€ la unidad).
  • Aceite de girasol (1,30€ la botella).
  • Cubitera (1€)
  • Tapón de corcho (reciclado de casa).
  • Colorante alimenticio (1,60€).

–          No materiales:

  • Agua.
  • Personal docente.

Objetivos didácticos:

–          Trabajar con los alumnos los cambios de estado del agua como la solidificación y la fusión.

–          Trabajar con los alumnos la flotabilidad y la densidad de los líquidos.

Desarrollo:

–          Preparación: Llenar la cubitera de agua y añadir en cada uno de los cubitos una gota de colorante alimenticio del color que se prefiera y un trozo de corcho, meter la cubitera al congelador y esperar hasta el día siguiente para que los cubitos de hielo estén bien formados.

–          Procedimiento: Colocar el vaso de plástico encima de la mesa y llenar con aceite tres tercios del vaso. A continuación daremos un cubito de hielo a cada uno de los niños, observaremos que cambio ha sufrido el agua y a continuación les diremos que lo coloquen dentro del vaso y vean como flota. Finalmente esperamos para ver cómo, a medida que se derrite el hielo, el agua tintada desciende hasta el fondo del vaso en forma de gotas.

Explicación científica:

En primer lugar el agua puede cambiar de estado, es decir, al sufrir una disminución de la temperatura se solidifica (proceso de solidificación) y al sufrir un aumento del calor se derrite (proceso de fusión). Por otro lado el agua y el aceite no tienen la misma densidad. El agua es más densa que el aceite por lo tanto al derretirse se precipita hacia el fondo del vaso en forma de bolas, haciendo que el aceite siempre quede por encima. Gracias al corcho conseguimos que el cubito del hielo flote sobre el aceite, ya que debido a que es de origen vegetal está compuesto por millones de células muertas entre las cuales se encuentra un gas parecido al aire, lo que hace que flote casi en cualquier líquido haciendo que el cubito de hielo no se hunda hasta el fondo del vaso.

Conclusión:

Se trata de un experimento muy visual y motivador para los niños ya que a través de él se pueden trabajar los diferentes cambios de estado del agua fácilmente, además de conceptos como la densidad y la flotabilidad.

Nombre y apellidos del alumno: Alba Ruiz.

Referencias

–          http://www.youtube.com/watch?v=lqHK_d8crkE

–          http://fq-experimentos.blogspot.com.es/2009/11/deshielo-verde.html

–          http://www.raffercor.com/doc/es-el_corcho.pdf

–          Temario de la asignatura Didáctica del Conocimiento del Medio Natural, 3º Educación Infantil, Universidad Rey Juan Carlos (Móstoles).

Advertisements

EXPERIMENTO CON AGUA

hielo

RESUMEN: Actividad con 10 niñ@s del primer ciclo de infantil. Fue un taller de manipulación con hielo, así ellos observarían los dos estados del agua, sólido y líquido, y descubrían a su vez lo frio que puede llegar a estar las cosas. Manipularon con el hielo hasta que este se deshizo, jugaron con él, lo chuparon… la verdad es que disfrutaron mucho y fue una satisfacción verles.

EDAD: 7 meses y el año y medio.

TEMPORACIZACIÓN:

Tiempo de preparación : 5 minutos

Tiempo de desarrollo: 10 minutos
RIESGO: Del nivel 1 puesto que el adulto tiene que estar en continua observación directa con los niños para evitar que los niños se atraganten con la manipulación del hielo si se lo lleva a la boca.

RECURSOS MATARIALES: cubitos de hielo y cuencos para darles a cada uno su hielo.

RECURSOS PERSONALES: 2 educadoras
PRESUPUESTO: 0 EUROS
OBJETIVOS DIDÁCTICOS:

 Fomentar la cooperación en grupo.

 Trabajar la coordinación ojo-mano.

 Aprender nuevos conceptos propios de la actividad ( sólido, líquido, frio…)
DESARROLLO:  La disposición del aula será sentar a los niños en círculo o semicírculo para así poder observar a todos. Se les dará un cuenco a cada uno y se depositara en él un hielo. Se les dejara libertad para que ellos lo manipulen como quieran, siempre y cuando este el adulto supervisando que no haya ningún peligro. Mientras tanto les explicamos lo que va ocurriendo con el hielo y por el estado en el que va pasando.

CONCLUSIONES: Es importante la atención de 2 personas sobre todo con niños tan pequeños. Es recomendable hacerlo cuando ya empiece el buen tiempo puesto que al estar ellos solos manipulando el hielo se mojan y si es invierno habrá que cambiarles, por eso es preferible hacerlo cuando haga buen tiempo porque en el caso que se mojaran no habría problema a no ser que se empararan…Una variable podría ser utilizar la manipulación con yogur, gelatina o papilla para el aprendizaje de diferentes sabores y trabajar solo el estado líquido.
NOMBRE: Lorena Matias Barranco

REFERENCIAS: Es una actividad que se nos ocurrió para que los niños tuvieran en cuenta el estado de las cosas y entendieran porque en invierno hace frio y en verano calor, tomando como medio el hielo para observar su cambio.

¿Granizado instantáneo?

Vídeo:

Resumen: Hacemos un granizado en 10 minutos solo con nuestras manos.

Edad: Cualquier edad.

Temporalización:

Tiempo de preparación previa: lo que tardemos en hacer el zumo de naranja y colocar las cosas en las bolsas.

Tiempo de desarrollo: Entre 7/10 minutos, dependiendo de la fuerza de cada uno.

Riesgo: 0, lo más que puede pasar es que la bolsa se abra y se mojen.

Recursos y presupuesto:

–        Dos bolsas herméticas, una grande y otra pequeña: 1€ el pack.

–        Una taza de zumo de naranja: 2€ la bolsa de naranjas.

–        Hielo.

–        Una taza de sal: 1€ el kilo de sal.

–        Una taza de agua.

Presupuesto total: 4€

Objetivos didácticos:

Aprender que el agua salada tiene un grado de congelación más bajo.

Desarrollo:

Preparación: Echamos el zumo de naranja dentro de la bolsa pequeña. En la bolsa grande ponemos el hielo, la sal y el agua, a continuación metemos la bolsa con el zumo, previamente cerrada, en la bolsa grande y la cerramos.

Procedimiento: Agitamos enérgicamente las bolsas durante unos 7/10 minutos, este tiempo variará de la energía con la que se agite, una vez que este congelado lo sacamos y les damos a probar a los niños.

Explicación científica: El agua salada tiene un punto de congelación menor que el del agua dulce de forma que el agua se enfriará lo suficiente para congelar el zumo que hay dentro de la bolsa pequeña, al estar en movimiento la congelación no será en bloque, sino que quedará en textura de granizado.

Conclusión: Es un experimento curioso, sobre todo si antes de hacerlo le preguntas a los niños que creen que va a pasar y se desarrollan algunas hipótesis, ya que no estamos acostumbrados a ver como algo se congela de forma tan rápida y delante de nuestros ojos.

Inés Alonso León.

De liquido a solido en un salto.

Resumen: Creamos hielo instantáneo.

Vídeo: 

 

Edad: Cualquier edad, mientras más mayores mejor podrán entender la explicación científica, pero a cualquier edad lo pueden hacer.

Temporalización:

Tiempo de preparación previa: El tiempo de preparación es más elevado, ya que hay que hacer el acetato de sodio y posteriormente la mezcla con el agua y dejar que esta se enfríe, conviene hacerlo el día anterior, nos puede llevar 1 hora más o menos.

Tiempo de desarrollo: Depende del enfoque que le demos, si lo hacemos vaciando una botella, llenando un cuenco y tocando con el dedo…

Riesgo: Dependiendo de la edad de los niños y de los recursos del colegio o del profesor se podrá hacer todo el proceso con los alumnos o solo enseñarles la parte final, de eso varia el riesgo pudiendo ir de 0 a 2.

Recursos y presupuesto:

–        Acetato de sodio. (para hacer el acetato de sodio: 750mil de vinagre de 5% de acidez y 84gr de bicarbonato de sodio, un filtro de café).

–        Una olla.

–        Agua.

–        Botella de agua.

–        Recipiente.

Presupuesto total: 3€

Objetivos didácticos:

Demostrar que no todos los líquidos tienen las mismas propiedades.

Desarrollo:

Preparación: Primero haremos el acetato de sodio, para ello juntaremos el vinagre y el bicarbonato, se producirá la reacción química que consiste en el burbujeo por la liberación del dióxido de carbono, para que este proceso acabe antes iremos removiendo con una cuchara, una vez que ya no haya burbujas lo dejamos reposar, vemos que en la parte de abajo se depositan unos polvos blancos eso es el acetato de sodio, que separaremos del vinagre mediante la filtración, para ello lo pasaremos por el filtro de café.

Una vez tenemos el acetato de sodio ponemos en una olla a calentar el agua, una vez esté caliente vamos agregando el acetato de sodio mientras removemos, añadiremos tanto acetato de sodio como necesitemos hasta conseguir una textura como la de la gelatina antes de cuajar.

Una vez conseguida esa textura pasaremos el líquido a un recipiente o botella y meteremos en la nevera.

Procedimiento: Cogemos el recipiente vacio y la botella con el agua bien fría, le preguntamos a los niños que creen que va a pasar cuando echemos el agua en el recipiente y después lo comprobamos, veremos como al caer el agua en el recipiente el líquido se va cristalizando al momento, creando un falso hielo.

Explicación científica: El resultado de este experimento no es en realidad hielo, sino agua solidificada. Esto se logra gracias a una solución sobresaturada de acetato de sodio en agua, que da lugar a una precipitación en la misma y provoca ese efecto exotérmico.

Conclusión: Para los niños, como para los adultos que no lo han visto nunca, este experimento parece magia lo que les fascina y les encanta, por lo que aunque es un poco más elaborado y requiere más preparación es altamente recomendable.

Referencias: http://www.experimentoscaseros.info/2012/07/como-hacer-hielo-instantaneo.html

Inés Alonso León.

¡Transparente como el cristal!

Resumen: A través de este experimento podrás ver como el hielo pasa de estar lleno de burbujitas a totalmente transparente y claro como el cristal, tal como ¡si pudieras mirar a través de él!

Edad: 4-5 años en adelante.

Temporalización:  

Tiempo de preparación previa: 2-3 minutos.

Tiempo de desarrollo: 30 minutos aproximadamente.

Tiempo de espera: 1 hora aproximadamente.

Riesgo (numerada de 0 a 3): 2, ya que se utilizará fuego y los niños pueden quemarse por descuido, aunque estará supervisado por el profesor en todo momento.

La actividad la realizará el profesor ya que se manipula el fuego y los niños observarán el proceso pero podrán manipular los materiales que no sean peligrosos como el agua.

Recursos y presupuesto orientativo:

  • Materiales: un cazo, agua, una cubeta para el hielo, algo para calentar el agua.
  • Espaciales: aula del centro equipada.
  • Humanos: el profesor/a.

Presupuesto: 0 euros si se dispone de ello en el aula (deberá haber un lugar acondicionado para ello); en el caso de que no se disponga:

–          Cazo: 15 euros aproximadamente.

–          Cubeta para el hielo: 2 euros.

Objetivos didácticos:

  • Potenciar el gusto por el aprendizaje y el conocimiento del medio que nos rodea.
  • Desarrollar la creatividad y la originalidad.
  • Manipular el agua y experimentar a través de ella.
  • Observar cómo se comporta el agua y sus respectivos cambios.

Desarrollo:

Preparación: llenar un cazo con  agua y ponerlo a calentar.

cazo-recto-lacor-chef-classic-24-cm

Procedimiento: Una vez que el agua que hemos introducido en el cazo esté hirviendo, se retira del fuego y se deja enfriar. Cuando veamos que el agua esté fría volveremos a repetir el proceso de calentarla (unas 2-3 veces mínimo). Después de haberlo hervido unas cuantas veces y dejado reposar, cuando el agua este fría, se coloca en una cubeta para el hielo y se guarda en el congelador hasta que se forme hielo (habrá que esperar un rato). Una vez que el agua se haya hecho hielo, sacamos la cubitera de la nevera y observamos lo que sucede con el hielo.

Foto 1

Foto 1

Foto 1

Foto 2

Tomada de la página del experimento.

Tomada de la página del experimento.

Explicación científica: Una vez que hemos sacado las cubiteras con el hielo, podremos observar como el hielo está prácticamente transparente y claro, sin burbujas ni nada. Esto sucede ya que al hervir el agua repetidas veces se extrae todo el aire que se encuentra contenido en el agua y se disuelven sus minerales por lo que el hielo quedará transparente.   

Conclusiones: es un experimento sencillo de realizar ya que no requiere de mucho tiempo y los materiales los podemos encontrar en casa fácilmente. Me ha llamado la atención porque es un experimento que no conocía y diferente, que me ha parecido muy creativo porque es algo original y nuevo, que se puede aprender  fácilmente y llevarlo al aula de una manera muy dinámica.

Referencias: el experimento lo he sacado de la página que se encuentra debajo; la mayoría de  los experimentos que aparecían eran caseros,  muy sencillos y originales para practicar con los niños en el aula.

http://www.ojocientifico.com/2010/09/12/experimentos-caseros-y-faciles

Nombre y apellidos: Lorena Barajas Vellón 3ºA

¡Creamos gotitas de agua!

20130416_112001

http://http://www.youtube.com/watch?v=7nSTyqhsHk4

Resumen: Llenaremos un frasco de hielo y veremos el proceso en el cual el agua se condensa.

Edad: 4-5 Años.

Temporalización:

  • Tiempo de preparación previa: 5 minutos.
  • Tiempo de desarrollo: Mínimo 15 minutos.

 

Riesgo: 1, los niños pueden realizar ésta actividad teniendo un adulto al lado que los supervise. Los materiales utilizados pueden manipularlos los niños, puesto que ni el frasco ni los hielos son tóxicos, pero cabe la posibilidad de que algún niño se lleve algún cubito de hielo a la boca produciéndole que se atragante. 

Recursos:

  • Materiales: Un frasco de vidrio con tapadera, 10 cubitos de hielo y un trapo.
  • Espaciales: el aula de la escuela.
  • Humanos: el maestro/a.

 

Presupuesto orientativo:

Este experimento no supone ningún tipo de gasto. Pues se les pedirá a los niños que traigan de sus casas un pequeño bote de cristal por cada tres niños. En cuanto a los hielos, podemos comprar dos bolsas de hielo para toda la clase, lo que supondrá un coste de 2€.

Objetivos didácticos:

  • Entender el proceso de condensación.
  • Observar la creación de gotas de agua a través del proceso.

Desarrollo:

  • Preparación:

Primeramente se les explicará a los niños la actividad que vamos a realizar. a continuación presentaremos los materiales, en este caso los frascos de vidrio y el hielo. Les pediremos a los niños que se pongan de tres en tres.  Tres niños dispondrán de 10 cubitos de hielo y de un frasco de vidrio. A continuación, los niños podrán manipular los objetos y observarlos. les haremos preguntas como : ¿Cómo está el hielo?, ¿ Creéis que puede derretirse?… de esta manera sabremos los conocimientos que tengan sobre el tema.

  • Procedimiento:

1. Se les pide a los niños que introduzcan 10 cubitos de hielo en el frasco de vidrio y que le pongan la tapa.

2. Los niños tendrán que observar el frasco unos minutos y ver qué ocurre. Al poco tiempo verán como se van formando gotas de agua en el exterior del frasco.

3. Se les pide que sequen el frasco con el trapo.

4. Observan que de nuevo vuelven a aparecer las gotas.

  • Explicación científica: las moléculas del vapor de agua del aire, al entrar en contacto con algún objeto que se encuentre a baja temperatura, se condensan formando pequeñas gotas de agua. El proceso que forma este rocío lo llamamos condensación. Esto ocurre porque disminuye la temperatura hasta alcanzar la de punto de rocío, condensándose el vapor de agua formando esas pequeñas gotas que podemos ver sobre los objetos.

Conclusiones: 

Les haremos preguntas a los niños: ¿Qué ha pasado? ¿por qué pensáis que hay gotas por fuera? dejaremos que los niños saquen sus propias conclusiones y después les daremos la explicación científica de este proceso. Además veremos también que el hielo que teníamos en el frasco se ha ido derritiendo, aprendiendo así el proceso de fusión.

Nombre y apellidos: Sara Pérez Sánchez

Referencias: La referencia que he utilizado para realizar este experimento es:

http://www.slideshare.net/alikanto6/experimentos-cientificos-para-nios